lunes, 14 de mayo de 2012

Ángel Corella se despide del Americam Ballet Theatre

Ángel Corella y Paloma Herrera en Lago (Foto: Gene Schiavone)
El bailarín español interpretará a sus 38 años su último papel como bailarín principal del Americam Ballet Theatre. Será el próximo 28 de junio en el Metropolitán Opera House de Nueva York y con Paloma Herrera como partenaire. La obra: El lago de los cisnes.

Lola Ramírez

Magnífica despedida para un bailarín que pisó por primera ver los escenarios del Metropolitan cuando tenía 21 años. Por aquellos entonces Ángel Corella era ya un estupendo bailarín con un "tour" espectácular, pero nunca había probado las mieles de actuar en un coliseo como el neoyorquino, como solista del American Ballet Theatre y con un público en la platea amante de la danza por los cuatro costados. Su primera actuación, el Pas de paysan de Giselle, puso en pie a los 4.000 espectadores del  Metropolitan. "No me lo podía creer -afirma Corella - En mi vida había recibido aquel aluvión de aplausos". Estaba totalmente deslumbrado por la calurosa acogida que le había otorgado un público acostumbrado a ver bailar a las grandes estrellas de la danza internacional.

Y él empezaba a serlo. No en vano tenía una formación académica brillante que llevaba la firma de Víctor Ullate y Karemia Moreno. Además en Diciembre de 1994; es decir, un año antes de ser contratado por el ABT, Ángel había recibido el Gran Premio y la Medalla de Oro del Concurso Internacional de Danza de París, uno de los concursos más prestigiosos del mundo y el que sin duda le abrió las puertas para entrar a formar parte de la compañía de danza más importante de America.

Ahora el bailarín de Colmenar (Madrid), totalmente entregado al Barcelona Ballet (BB) ha decidido dedicarse en exclusiva a su nuevo proyecto para el que cuenta con el apoyo de la Diputación y el Ayuntamiento de Barcelona. En 2014, tiene previsto abrir en Figueres (Girona) una escuela de danza que nutrirá de bailarines al BB.

Pero no es de extrañar que dar un adios definitivo a la compañía que ha forjado su estrellato le producirá un sinfín de sentimientos encontrados. Suyos son. De momento, el bailarín se prepara para poner un perfecto broche final a sus cerca de 17 años en el ABT. Para ello tendrá una compañera a la que conoce muy bien y con la que ha bailado prácticamente todos los roles importantes: Paloma Herrera. Ambos volverán una vez más a levantar al público del Metropolitan con su interpretación de Sigfrido y Odette/Odile, del inolvidable Lago de los cisnes.



Comprar entradas

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Puedes añadir tus comentarios sobre las noticias que aparecen en el blog